¿El hombre de tu vida?

por Samantha FLA

 

Tenía ya un rato que no filosofaba sobre la vida y el amor, así que se me ocurrió hablar sobre el hombre de la vida. No recuerdo si ya he hablado de esto, pero me parece un tema importante de tratar, porque siempre nos han vendido la idea del amor de la vida; es decir, de la mujer o del hombre maravilloso que transforma nuestro mundo y nos hace felices —o nos trauma— por los siglos de los siglos, pero yo no creo que sea así.

 

¿Por qué tendría que haber solamente un hombre de tu vida? Si la vida cambia y vamos evolucionando, y nos deja de apasionar lo que antes nos gustaba y se nos va el interés por lo que antes nos pasábamos horas haciendo, ¿por qué tendríamos que querer a la misma persona toda la vida? Es natural aburrirse, digo yo, triste sería que siempre fuéramos iguales, imagínense si a sus cuarentaytantos siguieran pensando o haciendo lo que pensaban y hacían a los 15 años —aunque sí hay varios que se creen todavía veinteañeros.

 

Lo que digo es que hay varias personas que cambian tu rumbo, que te mueven el tapete y marcan una época; esos son los hombres o las mujeres de nuestras vidas, y yo he tenido por lo menos dos.

 

Y es que el hombre de la vida es aquel que te enseña algo que no pensabas que necesitabas saber, aquel que te da —consciente o inconscientemente— lo que ni siquiera sabías que necesitabas, pero te llena, te hace sentir plena. Así que mi primer hombre de la vida llegó antes de mis treinta y sí me enseñó mucho de convivencia, de cariño, de compañía, de apoyo, y también de locura.

 

Así que en mis veintitantos él fue el hombre de mi vida, el que me impulsó a vivir sin miedo una relación con todo lo que conlleva —y aquí vale la pena aclarar que el hecho de vivir con una persona no te convierte automáticamente en una pareja y viceversa—, hay que aprender a acompañarse y a respetar las individualidades, y eso me enseñó ese primer hombre.

 

Mi otro hombre de la vida es de mediados de mis treintaytantos, y él me mostró otra forma de querer, tal vez una no muy convencional, pero sí intensa y sin ataduras. Un amor que no es para que todos comprendan —ni intento que lo hagan—, pero que estoy segura de que muchos quisieran vivir, así que, al ser tan distintos entre ellos y tan parecidos a la vez, ambos marcaron una época en mi mundo y por eso merecen ser nombrados como hombres de mi vida.

 

Los demás que alguna vez han estado no es que no hayan sido importantes —tampoco se sientan—, simplemente hay quienes te dan exactamente lo que necesitas en el momento adecuado, los que vienen, que vengan y a ver qué sale.

 

El hecho es que no hay que irse con la finta, la vida es larga, cambia y tiene muchas etapas, las personas y el amor también, así que no se cierren a una sola persona; si ya pasó, qué chido que fue, pero no crean que va a ser la única, que lo que sobra en este mundo es gente.

Captura de pantalla 2019-02-18 12.09.58.

Samantha FLA

Comunicóloga, lectora compulsiva, tuitera incomprendida, bailarina frustrada, amante de Netflix, apasionada del futbol y rockera por convicción. Alucina –sin consumir nada- sobre la soltería, el desamor y los corazones rotos.

Los Calzones de Guadalupe Staff

Aquí hablamos de lo que importa decir, que es generalmente lo que nadie quiere escuchar

Tags   amor, pareja, enamoramiento, hombres, idealizar

  • Black Facebook Icon
  • Black Twitter Icon
  • Black Pinterest Icon
  • Black Instagram Icon

Para leer de nuevo

MuestraGratis.jpg

Muestra gratis

=_Really love this picture! #beautifular

Hasta dónde te llevará tu índole

Los_últimos_zares.jpg

Los últimos zares

W&M

Women and Media Group

  • Facebook - Grey Circle
  • Twitter - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle

2019 Women and Media Group Todos los derechos reservados www.wmgroup.com.mx

Prohibida la reproducción total o parcial incluyendo cualquier medio electrónico o magnético